Hay que saber cómo decir las cosas

on

Veo contenidos todo el tiempo de tutoriales de cómo hacer las cosas, más fácilmente sin la ayuda de profesionales, con el fin de ahorrarte cierto dinero e servicios adicionales. Tutoriales de cómo hacer el revestimiento de una pared o de cómo realizar un mueble de madera, como pintar tus pies, maquillarte como todo un  profesional, pero nunca veras como hacerte una cirugía tú mismo, como pilotear un avión o fabricar un edificio. Lo que quiero llegar con todo esto es que hay profesiones de las cuales no podemos prescindir.

La revelación de algunos métodos o técnicas para facilitar ciertas actividades muchas veces es un peligro latente de que alguien pueda realizarlo de manera irresponsable sin tomar en cuenta las consecuencias, es por ello que hay que saber cómo decir las cosas. Es inaudito como se pueden ver declaraciones de efectivos policiales o personas a cargo de la seguridad, en medio de comunicación, dando detalle del modus operandis de los delincuentes utilizan, pues el que no lo sabía cómo hacerlo, ahora ya lo sabe.

A veces me pregunto si es un tipo de estrategia, no se para que cosa, porque de manera irresponsable se hacer rodar informaciones tan explicitas para que caigan en manos incorrectas. Hace un tiempo puede ver una noticia con un título algo noble como “maneras para abrir tu puerta sin tener que llamar a un cerrajero”. Que título tan benévolo, pero cuando revisas el contenido de la página, es obvio que hay todo un tutorial de cómo convertirse en un ratero usando esas técnicas.

Hay cosas que no pueden salir al mundo con tanta claridad, revelar métodos de cómo los  servicios cerrajeros en barcelona trabajan es tan peligroso como montar un video de cómo meterte en la cuenta bancaria de tus padres. En el segundo caso, no es tanto lo peligroso de perder el dinero, sino lo que un adolescente puede llegar a ser con ello, seguro algo en contra de su propio bienestar. Ver como artistas o personas el medio muestran sus vidas caóticas, es una forma de decirle al mundo “Hágalo usted mismo”… con su vida, hay gente que realmente lo hace.

Se hace necesario, que se haga una exhaustiva verificación de contenidos de cerrajería, en pro de la seguridad de muchas comunidades que están siendo azotadas por este flagelo. Así como ya existen leyes que prohíben la distribución o comercialización de herramientas tipo ganzúas que faciliten la entrada de delincuentes a las casas. Ahora el asunto está en hacer cumplir las leyes, que exista la denuncia cuando se perciban hechos irregulares e incluso se formulen las denuncias de personas que ejercen la profesión sin que estas posean una licencia para ello.

Si es cierto que se pueden ayudar al ciudadano común para resolver situaciones de emergencias, pero no siento tan específicos y técnicos, porque la información no llega solo a quien la merece, la información tienen un alcance insospechado, sobre todo con el uso de la tecnología y las redes sociales le dan la vuelta al mundo.